EN

|

ES

Laboratorio de microfluidos del Cideteq genera energía eléctrica con sudor 

Conoce más proyectos del Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico en Electroquímica (Cideteq) que se encuentra en Querétaro.
cidetec Luis Gerardo Arriaga Hurtado
Luis Gerardo Arriaga Hurtado, líder del Laboratorio Nacional de Micro y Nano Fluídica del Cideteq. (Foto: Cortesía)

¿Sabías que tu sudor, además de dar información sobre tu salud, puede generar energía eléctrica? Esta investigación se lleva a cabo en el Laboratorio Nacional de Micro y Nano Fluídica del Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico en Electroquímica, Cideteq, el cual opera desde 2016 en la ciudad de Querétaro, México.

Luis Gerardo Arriaga Hurtado, líder de este laboratorio nacional, explica que el objetivo de este centro de investigación es “la conversión de energía, almacenamiento, el uso de hidrógeno, combustibles líquidos (etanol, glucosa), la parte de CO2 y utilizar otros fluidos no convencionales, como el sudor, la sangre o la orina, que tiene analitos que pueden oxidarse y que pueden funcionar como un combustible”. 

¿Sudor, sangre y orina? Sí, leíste bien, el laboratorio -que funciona con fondos del Consejo Nacional de Humanidades, Ciencias y Tecnologías (Conahcyt)-, desarrolló un parche de unos pocos centímetros que se coloca en la parte alta de la espalda de una persona que está haciendo ejercicio y con ello se genera energía eléctrica a partir del sudor

“Cuando alguien está sudando, le colocamos un parche que genera energía a través de ese sudor; además, mediante ese fluido, podemos obtener información sobre sus niveles de glucosa”, explica Arriaga. 

El Laboratorio Nacional de Micro y Nano Fluídica, en funcionamiento desde 2016, se especializa en investigar el comportamiento, manipulación y control de fluidos confinados en estructuras cuyas dimensiones alcanzan las escalas micro y nano. Asimismo, trabaja en el desarrollo de dispositivos como el parche mencionado y otros tipos de biosensores.

¿Qué otros proyectos se llevan a cabo en este laboratorio de Cideteq?

Sobre otros proyectos desarrollados en este laboratorio del Cideteq, Arriaga mencionó durante un Seminario convocado por el Institute of Advanced Materials for Sustainable Manufacturing del Tec de Monterrey: “Hemos desarrollado electrodos para medir cloro, que nos indican estados  de deshidratación, potasio, ácido úrico y glucosa”.

Otro de los desarrollos se centra en electrocatalizadores denominados celdas de combustible microfluídicas, que les permite crear sistemas de conversión de energía y almacenamiento.

“Contamos con dos placas conductoras eléctricas donde fluye un oxidante con electrolito y un combustible que nos permite producir energía, agua y reducir el CO2”, agrega el especialista.

Durante los últimos ocho años, se han creado siete generaciones de celdas con dimensiones desde cientos de micras hasta la última versión, donde el líquido fluye por cavidades en un rango de entre 70 y 90 nanómetros.

Además, en el laboratorio se ha colaborado en un proyecto para desarrollar sensores miniatura capaces de detectar con anticipación la formación de células cancerígenas en las mamas; según Arriaga, se trata de emular el funcionamiento de un órgano en un chip que pueda eliminar o degradar esas células.

En el futuro, el laboratorio está trabajando en un sistema autónomo de generación de energía en sistemas microfluídicos: “La idea es que la presión de ese líquido genere un efecto piezoeléctrico”, comenta Arriaga.

Para la investigación y desarrollo de estos dispositivos, se requieren científicos de diversas disciplinas, como físicos matemáticos, biotecnólogos, programadores, nanotecnólogos y especialistas en biomedicina.

¿Te interesó esta historia? ¿Quieres publicarla?  Contacta a nuestra editora de contenidos para conocer más [email protected].

¿Te gustó este contenido? ¡Compártelo!

Autor